El pajar

Nuestro comedor principal con una capacidad máxima de 50 comensales, es un antiguo pajar restaurado que conserva la esencia de los techos y sus vigas de madera. Una herencia que se respeta a través de la luz de sus ventanales que aportan el toque de vanguardia para ir de acorde con nuestra propuesta gastronómica. Su iluminación nocturna, cuidada con esmero, llama la atención de comensales y curiosos. Un lugar en el que disfrutar con todos los sentidos de una experiencia única.

Sala ambiente restaurante el pajar
La casa

La casa

Se trata de la parte antigua de la casona, donde se alojaba la familia. Ha sido restaurada para convertirse en un bar de diseño, con una capacidad de 40 personas. Allí podemos encontrar muebles vintage elegidos con esmero para deleite de todo aquel que lo quiera adquirir, al igual que podemos empezar la experiencia con una amplia selección de cervezas artesanas y vinos por copas junto al aperitivo que nos brinde la cocina. Un paso previo a la comida siempre perfecto para abrir boca.

El salón

Es un espacio ubicado dentro de la antigua casa y cuyo uso polivalente depende de los deseos y peticiones de los clientes. Con una capacidad para 32 personas, este espacio es ideal para eventos familiares o reuniones de empresa. Además, es aquí dónde celebramos las cenas sensoriales “Estímulo” en la que los clientes experimentan la gastronomía de una forma alternativa al perder el sentido de la vista en una sala completamente a oscuras dónde nuestro servicio les atiende gracias a unas gafas de visión nocturna.

El salón
La cocinilla

La cocinilla

En ella podemos disfrutar de una comida de sabores tradicionales que hacen revivir la idea de hogar y calidez. Un espacio reducido, idóneo para reuniones u ocasiones en las que se requiera algo de intimidad. Una de las partes de la casa con más personalidad y encanto perfectas para compartir momentos únicos. Además no supone ningún tipo de coste extra para el comensal su reserva. Solo tienen que solicitarlo antes de venir al restaurante.

Las terrazas

El restaurante dispone de dos terrazas en las que puedes degustar las tapas y aperitivos de la casa en la delantera, y de un almuerzo o cena completo en la trasera. En ambos espacios encontramos los huertos que cuidamos con cariño y esmero. Todos estos productos ecológicos que cultivamos son utilizados en la cocina, dando lugar a alimentos naturales en los que la materia prima tiene soberana importancia. Sin lugar a dudas, dos maneras perfectas para disfrutar de la gastronomía cuando llegan las temperaturas más cálidas.

Las Terrazas